Política Estado Español

CANDIDATURAS 20D

Barcelona en Comú concurrirá a las generales de la mano de Podem e ICV

‘Barcelona en Comú’ aprueba concurrir a las elecciones generales del 20D y lo hará junto a Podem e ICV-EUIA. Colau apuesta por el pacto con unas fuerzas cuyas propuestas sobre el derecho a decidir lo dejan encorsetado en los muros de la legalidad constitucional.

Arsen Sabaté

Barcelona | @ArsenSabate

Viernes 30 de octubre de 2015

Foto: EFE

El conjunto de militantes de ‘Barcelona en Comú’ resolvió el pasado miércoles en un plenario concurrir a las elecciones generales confirmadas para el 20D. Las votaciones arrojaron un claro resultado favorable a la participación con 221 votos a favor -más del 70%-, 50 votos en contra y 40 abstenciones.

Pero además la formación liderada por Ada Colau aceptó confluir en una candidatura junto a Podem, Inicitiva per Catalunya-Verds -ICV- y Esquerra Unida i Alternativa -EuiA-. Su propuesta es que el nombre de esta nueva candidatura sea ‘En Comú Podem’ y la encabece el historiador Xavier Domenech, afin al núcleo de Pablo Iglesias.

Se trata de una noticia que llama la atención, ya que en su momento BeC decidió no participar en la campaña de la candidatura formada por Podem, ICV-EUiA y Equo -Catalunya Si Que es Pot -CSQP- para los comicios catalanes del pasado 27S. En aquel momento Colau alegó que no quería intervenir por resposabilidad institucional.

Ahora, una de las razones por las que BeC valora de forma diferente su participación en las elecciones generales, es que la campaña electoral del 20D no va a tener una carga soberanista y por el derecho a decidir tan profunda como la que tuvo el 27S. Algo discutible en mitad de la ofensiva españolista contra la resolución de JxSí y la CUP y lo que está por venir en las próximas semanas.

Aun así, tras la conclusión del plenario Xavier Domenech declaró que "por primera vez se pondrá a debate en las generales el derecho a decidir de Cantaunya". De forma similar se expresaba Ada Colau en un acto abierto de BeC el domingo pasado: “Podemos es el mejor aliado para defender el municipalismo y avanzar hacia una república catalana soberana, fraterna, solidaria y sin fronteras”.

Pero ¿De verdad Podemos se prepara para hacer eje de su campaña de las generales en el derecho a decidir de los catalanes? Analizemos con que compañeros de viaje se embarcan Ada Colau y ‘Barcelona en Comú’ hacia el 20D y que posición tienen respecto al proceso soberanista catalán y los acostecimientos de los últimos días.

Podem quiso reivindicar durante toda la campaña electoral del 27S un escenario en el que el derecho a decidir de millones de catalanes quedaba relegado a un segundo plano. En unas elecciones polarizadas por esta cuestión y el posicionamiento ambiguo sobre el tema de parte de CSQP, produjo el efecto contrario al que se deseaba, un fracaso electoral.

Desde la dirección de Podemos, Pablo Iglesias ha ido moderando el disucrso sobre Catalunya. Un discurso ambiguo hasta llegar a confirmar que el proceso soberanista se debe limitar dentro de los marcos constitucionales y a través de un referendum que, aunque plantea que debería ser solo en Catalunya, debe ser previamente “otorgado” por las Cortes españolas.

Pero además de estas propuestas que llevarían a encajonar sine die el derecho a decidir -a la espera de que el PP, el PSOE y C’s decidieran votar que sí a un referéndum en el parlamento de Madrid- veamos cual está siendo la reacción de Podemos ante las amenazas de intervención del Estado en Catalunya.

Las primeras declaraciones vinieron de Íñigo Errejón, calificando de inaceptable la propuesta de resolución para el inicio de la formación del Estado catalán que presentaron JxSí y la CUP, y sin denunciar ni por un momento el frente nacional contra el derecho a la autodeterminación del PP, PSOE y Ciudadanos. Hoy Pablo Iglesias se reune con Rajoy para presentarle su propuesta de reforma constitucional para evitar la ruptura de España.

Por su parte, ICV-EUiA tiene similar política que Podemos frente a la lucha por el derecho a decidir: un referéndum “otorgado” por el Estado. En su retórica también comparten el dejar esta importante demanda democrática en un segundo plano para “ocuparse” de los “problemas de la gente” y la agenda social.

Sin embargo, los derechos sociales poco le importan a ICV cuando retiene alguna cuota de poder. Esto quedó bien comprobado cuando ICV formó parte del Tripartit que gobernaba la Generalitat junto a PSC y ERC. Los ecosocialistas son los mismos que reprimieron a miles de estudiantes durante las jornadas de lucha en contra del Plan Bolonia. También son el mismo partido que apoyaba al alcalde Clos cuando se produjo el caso del 4F, uno de los mayores casos de represión policial descubiertos en la ciudad de Barcelona.

Xavier Domenech defendió tras la aprobación de confluir con Podem y ICV-EUiA que “esta candidatura puede contribuir a impulsar el proceso de cambio político y social tanto en Catalunya como en el resto de pueblos de España". Ahora bien, el cambio ya no es sólo discurso o promesas, podemos ver ya en más de 120 días de gobierno “del cambio” en la capital catalana cuales son los límites del proyecto reformista de esta “nueva política”.

La política de ‘Barcelona en Comú’ ha pasado de ser la del “bien común” a la del “sentit comú”, anteponiendo en muchas ocasiones los intereses de los sectores poderosos a las necesidades de los sectores más desprotegidos de la sociedad, como se pudo comprobar con la represión y persecución hacia los vendedores ambulantes de “top manta” durante todo el verano, o antes con el apoyo a la firma del MWC en plena huelga de Movistar.






Temas relacionados

Elecciones 20D   /   Política Estado Español   /   Barcelona en Comú   /   Ada Colau   /   Podemos   /   Catalunya

Comentarios

DEJAR COMENTARIO